VOG inicia la cosecha de 2016 ignorando las malas previsiones europeas

El consorcio hortofrutícola del Alto Adige anuncia una producción de un millón de toneladas de manzana “de buena calidad y consistencia”, con la que espera mejorar sus datos del pasado ejercicio y alejarse de las estimaciones negativas que se ciernen sobre la fruta de pepita en la UE

manzanas Kanzi

El pasado 10 de agosto, los socios del consorcio VOG dieron comienzo a la cosecha de manzana de 2016 en el Alto Adige, con previsiones positivas y esperando dejar atrás una temporada comercial, la 2015-2016, difícil, en la que las optimistas expectativas iniciales se truncaron, debido al brusco parón en las ventas directas en el Norte de África y en la Península de Arabia. Al final, la cantidad de manzanas de mesa comercializada llegó a las 520.000 toneladas, lejos de las 597.000 toneladas del año precedente. El aumento de los ingresos por las ventas no compensó la disminución de los volúmenes, por lo que la facturación se situó en un nivel ligeramente inferior al del año anterior.

Para el periodo 2016-2017, las previsiones, tanto cuantitativas como cualitativas, son halagüeñas: la producción rozará una vez más al umbral del millón de toneladas, lo que supone un incremento del 3%. Por variedades, las manzanas Gala, Red y Braeburn vivirán un ligero repunte, la Golden mantendrá el nivel del año pasado, mientras que la Granny reducirá su producción un 6%, y la Fuji registrará una cosecha un 14% inferior a la del año anterior. En cuanto a la calidad, los expertos de VOG auguran que, no habiendo tenido que soportar los picos de calor del verano de 2015, las manzanas de este año se presentan “con una buena calidad y consistencia”. “Este 2016 podemos disponer de fruta de calidad excelente”, vaticina Gerhard Dichgans, director del Consorcio VOG.

Sin embargo, las previsiones no son tan esperanzadoras para la fruta de pepita, en lo que a Europa se refiere. A la complicada situación geopolítica, derivada del cierre del mercado ruso y de la incógnita que supone el mercado británico tras el Brexit, se une la adversa climatología sufrida (temperaturas bajo cero y heladas en plena floración), que provocó importantes daños en algunos países del centro de Europa, particularmente en Eslovenia y Austria. Esto supone que, de acuerdo a las estimaciones hechas públicas a principios de agosto en el marco del congreso ‘Prognosfruit’ de Hamburgo, en los veintiocho países de la Unión Europea se prevea una cosecha total de unos doce millones de toneladas de manzanas, un 3% menos con respecto al año anterior. En la cita alemana también se enfatizó la necesidad de impulsar su consumo, dado que en los últimos años ha descendido en Europa un 3,5%.


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Sobre el autor:

ProfesionalRetail es una publicación digital editada por Comunicación y Cía que se dirige a los profesionales del sector de la distribución y la industria alimentaria. En nuestro portal le facilitaremos información práctica e imprescindible para impulsar su negocio.

Escribe un comentario

*