El 42% del desperdicio de alimentos se produce en el hogar

La mala planificación es la causante del 90% del desperdicio de alimentos que se produce en el hogar, uno de los principales focos del despilfarro alimentario del país. En el extremo contrario, la distribución es el sector que más eficiencia ha ganado en los últimos años, reduciendo su porcentaje de desperdicio a menos del 1% del total de producto comercializado.

El desperdicio de alimentos se da, principalmente, en el hogarEl desperdicio de alimentos es un grave problema para la sociedad que debe ser abordado por todos los agentes implicados en el sector agroalimentario. Según se ha puesto de relieve en el III Punto de Encuentro AECOC Contra el Desperdicio Alimentario celebrado en Madrid el pasado 2 de junio, un tercio de la producción mundial de alimentos acaba en la basura. Uno de los principales orígenes de este despilfarro es la falta de eficiencia en los procesos de la industria alimentaria, responsable del 39% del desperdicio.

Sin embargo, es en el hogar donde se genera el 42% del total del desperdicio de la cadena alimentaria, de los cuales el 87% son productos frescos sin elaborar. El pan y los cereales son uno de los alimentos que termina con mayor frecuencia en la basura de los hogares, en torno al 20%. En total, 500.000 toneladas de los 8 millones de toneladas de pan que produce la industria panadera se convierten en residuos sólidos, lo que da una idea del grave problema que supone este desperdicio. Los expertos lo achacan a la falta de planificación en el hogar, una práctica que se podría mejorar mediante la concienciación y la puesta en práctica de buenas conductas como utilizar una lista de la compra o comprar las cantidades adecuadas para la familia.

La distribución, por su parte, ha realizado notables mejoras durante los últimos años mediante la implementación de planes concretos para reducir el desperdicio. Aunque resulta difícil para el sector saber exactamente qué va a comprar cada día del año el consumidor y ajustar con absoluta precisión la oferta del punto de venta, la distribución ha conseguido reducir el despilfarro al 1% del total de producto comercializado.

Según destacó en el marco del Encuentro, Diego Copado, director de comunicación y relaciones externas de El Corte Inglés, la distribución es el eslabón que más eficiencia ha ganado en los últimos años. A ello han contribuido las nuevas tecnologías que permiten controlar mejor las mermas y llegar a un grado de eficiencia superior al de hace años. Ahora, el gran reto al que se enfrenta el sector es reducir el desperdicio en la gestión de los productos frescos, donde la pérdida es mayor.


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Publicado en: A fondo, Reportajes

Sobre el autor:

ProfesionalRetail es una publicación digital editada por Comunicación y Cía que se dirige a los profesionales del sector de la distribución y la industria alimentaria. En nuestro portal le facilitaremos información práctica e imprescindible para impulsar su negocio.

Escribe un comentario

*