Cómo mejorar la precisión de los envíos a través de los túneles RFID

Varias cadenas internacionales de comercio minorista han apostado por instalar túneles RFID en sus centros de distribución con el objetivo de mejorar su productividad y la precisión de los envíos.

Túneles RFID para centros de distribuciónLas soluciones RFID de etiquetado en origen son cada vez más valoradas por parte de los minoristas y los fabricantes, pues permiten obtener una experiencia completa desde la fabricación hasta el comprador. De esta forma, tanto los fabricantes y minoristas como los centros de distribución tienen una visión del producto desde el comienzo, lo que permite verificar en todo momento la situación del producto.

Otra de las ventajas de implementar RFID en origen reside en que mejora la respuesta a la creciente demanda multicanal, incrementa la precisión del envío y reduce las devoluciones, además de aportar beneficios en materia de prevención de pérdidas y satisfacción del comprador.

Ante la importancia que está cobrando este sistema, el especialista en soluciones de disponibilidad de la mercancía Checkpoint Systems acaba de lanzar al mercado dos nuevas soluciones RFID para centro de distribución. Se trata de los túneles RFID Box Tunnel y RFID Hanging Garment Tunnel, dos equipamientos que están diseñados para adaptarse a las cintas transportadoras y construidos de forma modular para conseguir la verificación en bolque de una forma precisa desde el centro de distribución. Gracias a esta tecnología, cualquier error es identificado al instante y solucionado antes de que el envío abandone el centro de distribución, lo que deriva en un ahorro de costes y tiempo. Los envíos válidos generan un albarán automático que es recibido en  la tienda.

En la tienda, por medio de un lector RFID, los empleados pueden verificar al instante y de forma precisa los envíos, así como garantizar su autenticidad tan pronto como las cajas se descargan del camión. Así, “los minoristas pueden estar seguros de que fabricantes y centros de distribución lo están haciendo bien desde el comienzo”, destaca David Pérez del Pino, Director General de Checkpoint Systems en España y Portugal.

RFID Box Tunnel está diseñado para cajas en cualquier entorno de los centros de distribución y no altera el proceso productivo existente. Disponible en dos tamaños, su túnel tiene una capacidad de lectura de 200 artículos por caja, una velocidad de 1,2 metros por segundo, y una distancia mínima de 1 metro entre caja y caja. Según afirman desde la compañía, su precisión de lectura, combinado con el programa OAT Foundation Suite™, es del 99,9%.

Por otra parte, RFID Hanging Garment Tunnel está diseñado para prendas colgadas. Al igual que el RFID Box Tunnel, también trabaja en cualquier entorno de los centros de distribución, no altera el proceso productivo y dispone de dos tamaños. Este túnel ofrece una capacidad de lectura de 450 productos por bloque de prendas colgadas a una velocidad de 0,45 metros por segundo, y una distancia mínima de 60 centímetros entre cada bloque, resultando en una precisión del 99,9%.

Tal y como resaltan desde Checkpoint, hasta la fecha, ya se han instalado más de 100 túneles RFID para distintos minoristas europeos como C&A y otras compañías, incluyendo una cadena internacional española.


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Sobre el autor:

ProfesionalRetail es una publicación digital editada por Comunicación y Cía que se dirige a los profesionales del sector de la distribución y la industria alimentaria. En nuestro portal le facilitaremos información práctica e imprescindible para impulsar su negocio.

Escribe un comentario

*