Alimentos ecológicos: 4 perfiles de consumidores para un mercado en crecimiento

El consumidor de alimentos ecológicos evoluciona y aumenta en número, pero ¿quiénes son estas personas? ¿cómo se comportan? ¿qué buscan a la hora de adquirir un alimento con sello ecológico?

Consumidor de alimentos ecológicos: ¿cómo es?El último estudio elaborado el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, permite hacer una radiografía detallada de cómo son y cómo se comportan estos consumidores, cuyo peso en el mercado de la alimentación es cada vez más importante.

A grandes rasgos, el consumidor de productos ecológicos suele ser un hombre de 44 años con estudios medios. Si se compara con los informes de años anteriores se detecta que la edad media de estas personas ha subido ligeramente como también han cambiado sus características socioeconómicas. Si en 2011 su consumo era más habitual entre individuos con estudios superiores a la media, en estos momentos el nivel formativo y de actividad se iguala. Es decir, la demanda de alimentos ecológicos se extiende a nuevos segmentos de población, con mayor predominio de los hogares con hijos.

Bien informado y comprometido con el entorno, el consumidor de alimentos ecológicos es una persona que lee las etiquetas de los productos que compra y sabe identificar el producto ecológico del que no lo es.

Además, es un colectivo en crecimiento que alcanza a casi un tercio de la población española. Según el informe del ministerio, esta cifra es ligeramente superior a la registrada en años anteriores. También aumenta la frecuencia de consumo, que se sitúa en más de dos veces por semana, así como el número de productos ecológicos que se incorporan a la cesta de la compra, que ya representa el 28% de los alimentos adquiridos por este perfil de consumidor.

Con respecto al lugar de compra, el supermercado es el formato preferido para adquirir este tipo de productos, si bien incrementa el porcentaje de personas que compra directamente al agricultor. Las tiendas especializadas en alimentación ecológica, así como los establecimientos minoristas también cuentan con una presencia importante en la elección de compra del consumidor.

Por último, cabe destacar que se consolidan cuatro tipos de consumidores de productos ecológicos. Estos perfiles, según sus actitudes, se clasifican en:

  1. Consumidor desimplicado: es aquel que lo consume por moda. Suele ser más joven que el cliente habitual de productos ecológicos y su peso ha descendido durante los últimos tres años.
  2. Consumidor ecologista: son personas que se preocupan por la conservación del medio ambiente en sus hábitos de consumo y en su vida diaria. Su presencia es mayor con respecto al estudio anterior y crece el porcentaje de hombre que pertenece a este colectivo.
  3. Consumidor convencido: son aquellos que cuentan con una larga trayectoria en el consumo de alimentos ecológicos y su posición es la más militantes, puesto que reivindican una alimentación natural y hábitos de vida respetuosos con el medio ambiente. La presencia de mujeres en este colectivo es superior, no obstante en términos generales, el número de consumidores convencidos desciende ligeramente.
  4. Consumidor preocupado por la salud: este grupo de consumidores también presenta un ligero descenso, según indica el estudio. Sus decisiones de compra están basadas en su bienestar.

¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Sobre el autor:

ProfesionalRetail es una publicación digital editada por Comunicación y Cía que se dirige a los profesionales del sector de la distribución y la industria alimentaria. En nuestro portal le facilitaremos información práctica e imprescindible para impulsar su negocio.

Escribe un comentario

*